Hasta ahora, el mercado se celebraba en la plaza Manuel Murguía y en las calles Párroco Manuel Cobas y Francisco Rodríguez. A partir de este viernes, 11 de octubre, se llevará a cabo en la rúa Polígono.
Con esta medida, el equipo de gobierno responderá a las demandas de los vecinos y vecinas de la zona y de los vendedores, dándole más visibilidad a esta cita.

 

Revitalizar el tejido comercial y las ferias del municipio. Ese es uno de los objetivos principales que el nuevo equipo de gobierno se marca para esta legislatura. Bajo esta premisa, el Concello está trabajando ya para impulsar las dos ferias que se celebran en el término municipal: la de Cambre (día 2 y 3º domingo de cada mes) y la de O Temple (segundos viernes de mes). Así, la próxima medida planteada por el gobierno local será el cambio de ubicación de la feria de O Temple, que pasará a celebrarse en la rúa Polígono. Esta modificación se hará efectiva a partir de este viernes, 11 de octubre.

El mercado de O Temple se ubicaba en la plaza Manuel Murguía y en las calles Párroco Manuel Cobas y Francisco Rodríguez. Ahora, la nueva localización de los stands será en la rúa Polígono. Con esta medida, el Concello busca varios objetivos. Por un lado, responder a las demandas de los vecinos y vecinas e incluso de los vendedores, que llevaban tiempo solicitando un cambio de ubicación del mercado y, por el otro, reducir las retenciones de tráfico que se producían en la ubicación antigua de la feria. Además, tal y como señala el  concelleiro de Desenvolvemento Socioeconómico, Diego Alcantarilla Rei, en este nuevo espacio, “la feria tendrá más visibilidad al estar situada muy cerca de la entrada y la salida de la AP-9, y los puestos estarán más concentrados”.

La celebración de la feria de este viernes contará, además, con pulpería y con la actuación del pasacalles Señor Lilí, que animará a los asistentes del mercado con cuentos y música. El Señor Lilí informará a los visitantes de la nueva localización del mercado.

Los vecinos y vecinas de O Temple han mostrado su conformidad con esta modificación, así como los vendedores y locales de la rúa Polígono, que confían en que la nueva ubicación tenga importantes beneficios para este mercado mensual.

El Concello está tomando, además, medidas para revitalizar la feria de Cambre. En enero, se bajó la tasa de venta ambulante a petición de los vendedores. Asimismo, se implantó una bonificación para los vendedores asiduos. Por último, en la pasada feria de Cambre, el Concello atendió una importante demanda realizada por parte de los comerciantes: darles la posibilidad de que puedan dejar sus vehículos en las inmediaciones de sus puestos de venta.