El Concello de Cambre ha sacado a contratación la fase 2 del proyecto de reforma de la Plaza Europa, que tiene como objetivo mejorar la movilidad de los peatones y la accesibilidad, a la vez que se pone en valor un entorno patrimonial único como es el de la Iglesia de Santa María de Cambre y el cruceiro.

A través de esta obra se completará la relación entre los espacios públicos existentes, creando un espacio armónico en torno a la Iglesia de Santa María. Se proponen una serie de recorridos desde la Plaza Europa cara la Iglesia y el Campo da Feira, dejando una superficie continua en frente a la Iglesia, de forma que permita su conexión con el edificio del Concello, con el Campo da Feira y con el Museo Arqueológico.

El proyecto contempla también la modificación de los recorridos en el interior de la Plaza Europa pero, atendiendo a las peticiones de la comunidad de vecinos, se ha decidido que durante la ejecución de las obras no se lleve a cabo esta intervención.

Durante los trabajos se trasladarán tanto señales y cartelería no acordes con el entorno en el que se encuentran como también algunas especies vegetales existentes que se aprovecharán para poblar las nuevas áreas ajardinadas que se contemplan en los tránsitos que prevé el proyecto.

Además, se substituirán las aceras y la superficie de asfalto actual por pavimento de piedra para darle así continuidad a la estética de la Plaza Europa y del Campo da Feira. Se elevará el paso de peatones que da acceso a la Iglesia, situándose a la misma cota de altura de la plaza.

El alcalde, Óscar García Patiño, destacó que “esta es una obra enmarcada dentro de un proyecto global para poner en valor la Iglesia de Santa María, el cruceiro, el Museo y todo su entorno, un enclave único que necesita reordenación”.